Saltar al contenido

Twin Peaks: Sus habitantes (y algunos célebres visitantes) » Harold Smith

El pobre Harold sufre agorafobia, aunque da la sensación de que esa es sólo la más gorda de una larga lista de trastornos. Como no puede salir de su casa, en donde mata el tiempo obsesionado con crear nuevos tipos de orquídeas, está apuntado al servicio “Comida sobre ruedas”. Así le conoce Laura, quien pronto le convierte en su amigo y confidente. Él, por su parte, también se enamora de ella, claro. Casi nadie sabe que existe, por lo que la joven le confía su diario secreto para que nadie lo descubra. Más tarde, la investigación de Donna le llevará a su puerta y fingirá ser también su amiga, con el único propósito de recuperar el diario. No tardará en descubrirse el pastel, y la cosa terminará muy malamente.

No comments yet

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .